La nueva política externa brasileña

9 de abril de 2019

 

 
Sesión académica a cargo del Embajador Ernesto Henrique Fraga Araújo, Ministro de Estado de las Relaciones Exteriores de Brasil, organizada por el Consejo Argentino para las Relaciones Internacionales
Por Pedro Tomás Kavulakian

"Un pacto hacia la libertad y la prosperidad, pero con nuestras identidades propias y nuestros valores civilizacionales"

El Ministro Fraga Araújo dio comienzo a su exposición agradeciéndole al presidente del CARI, Dr. Rodríguez Giavarini, la invitación para exponer sobre la nueva política exterior de Brasil. Inmediatamente, compartió con los presentes sus recuerdos sobre la primera vez que visitó Buenos Aires, en el año 1982, cuando parecía que los dos países vivían en "realidades paralelas", con maneras muy distintas de entender el mundo. Dando cuenta de su admiración por Borges, se describió asimismo como un personaje en un cuento del autor porteño.

Continuando con su exposición, el Ministro hizo hincapié en la tarea de repensar y replantear la identidad latinoamericana. Para ello, tanto Brasil como Argentina ocupan un lugar central. Una nueva latinoamericanidad que nos haga replantear nuestra identidad, pero también nuestro lugar en el mundo e idea de desarrollo autónomo, que no podría ser posible estando lejos del resto de la comunidad global. Esto es lo que busca la nueva política exterior brasileña. "Esa ausencia de ideas en la política exterior no resultó. El alegado comercialismo no resultó en acuerdos comerciales. La educación sin valores se desplomó".

Asimismo, expresó que la política exterior determinada por Bolsonaro busca volver a acercar a Brasil a los centros tecnológicos y de innovación, como lo son Estados Unidos o Israel, para que de esa manera, Brasil pudiera "recuperar un poco de ese tiempo perdido".

De esta manera, enfatizó en la necesidad que tienen Argentina y Brasil de trabajar juntos para consolidar una nueva relación entre ambos países junto con el mundo, para dejar atrás y de manera definitiva, ese sistema establecido hace mucho tiempo que tanto hizo perder el tiempo. Sin embargo, no dejó de remarcar la dificultad de aquello. "Necesitamos de un nuevo pacto a nivel de ideas, a nivel filosófico y no solamente a nivel económico, entre nuestros países. Un pacto hacia la libertad y la prosperidad pero con nuestras identidades propias y nuestros valores civilizacionales".

El Ministro remarcó el nuevo acercamiento hacia el Occidente democrático y el afán de Brasil de construir un bloque sudamericano de democracia e integración. Recordó luego que Bolsonaro, en enero de este año, dijo en el Foro de Davos que sus propósitos eran abrir la economía y regenerar los valores. Se pronunció, asimismo, sobre puntos concretos en la nueva visión de la política exterior brasileña, entre los que incluyó la importancia de los grandes acuerdos en los cuales el MERCOSUR está involucrado, el trabajo en los organismos internacionales como la OMC, los foros de DD.HH. y la cooperación en el combate contra el crimen organizado y el terrorismo. En definitiva, un programa centrado tanto en los vínculos regionales como en los globales.

En cuanto a las elecciones del pasado año, las calificó de históricas. Remarcó el espíritu que tuvieron los votantes para elegir con el corazón, y con la esperanza de construir una nueva identidad nacional. "La gente también quiere sentido, quiere sentirse parte de una comunidad histórica y no solamente de un mercado". El objetivo del actual gobierno, remarcó, es intentar plasmar ese espíritu en acciones.

"La gente también quiere un sentido, quiere sentirse parte de una comunidad histórica y no solamente de un mercado"

Seguidamente, el Canciller brasileño se pronunció sobre la cuestión de Venezuela. Se refirió así a la necesidad de ir más allá de la expresión de preocupaciones o declaraciones genéricas. Dio cuenta del trabajo realizado por la actual administración para ayudar a instaurar el orden democrático en el país. "Organizamos en Brasil una reunión de los líderes de la oposición y el Tribunal Supremo. Les ofrecimos un espacio para hablar y de ahí salieron con una posición común. De eso resultó la toma de posesión legítima de Juan Guaidó".

De manera concluyente se refirió a Brasil como una gran nación inacabada y que intentar llevarla por el sendero del verdadero desarrollo es el mandato que les confirió el pueblo. Para eso, consideró imperante el compromiso con la realidad y con nuevas ideas que terminen con décadas de tradicionalismo y frustración.

Ernesto Henrique Fraga AraújoGraduado en Letras por la Universidad de Brasília. En 1990 ingresó en el Instituto Rio Branco (Academia Diplomática brasileña). En los primeros años de su carrera, trabajó con temas de integración regional y Mercosur. Entre 1995 y 2003, sirvió en la Misión ante las Comunidades Europeas, en Bruselas, así como en la Embajada en Alemania. En su regreso, en 2003, trabajó en la División de Servicios, Inversiones y Asuntos Financieros, la cual pasó a dirigir a partir de 2004. En 2005, se convirtió en Jefe de la División de Unión Europea y Negociaciones Extra-Regionales. A partir de 2007, sirvió en la Embajada en Ottawa (2007-2010) y en la Embajada en Washington (2010-2015), donde desempeñó la función de Vice-Jefe de Misión. De 2015 a 2016, fue Subjefe del Gabinete del Ministro de Relaciones Exteriores. En 2016, fue nombrado Director del Departamento de Estados Unidos, Canadá y Asuntos Interamericanos, cargo que ejerció hasta ser designado Ministro de Estado de Relaciones Exteriores

Más información:

Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil
Video YouTube de la sesión académica

CONSEJO ARGENTINO PARA LAS RELACIONES INTERNACIONALES
Uruguay 1037, piso 1°, C1016ACA Buenos Aires, República Argentina
Teléfono (005411) 4811-0071 al 74 / Fax (005411) 4815-4742